martes, 24 de mayo de 2011





Tú no eres hombre. Eres algo más ácido y fluido;
algo que se me escapa como el lenguaje
entre dientes ebrios de tinta
clavándose en el sueño; en el vientre.

Allí habita el perfume de tus dedos perfectos,
el gruñido de tu tacto rapaz.

1 comentario:

zullyale dijo...

Grrr y más Grrrr!!

Oye guapa, fuga por unos tequilitas no?
;)